Adiós ojeras de panda…

¡Buenos días Panditas!

Hoy me hallo encantada de la vida, porque el otro día recibí un inesperado regalo (gracias Bebesor 🙂 ) que me ha cambiado la vida. Bueno, la vida no, pero la cara sí. Y es que aprovechando el descuento que hubo en Sephora el pasado sábado del 15%, aproveche para picar en Make Up For Ever (MUFE). Y aparte de un monton de regalazos, de los que os hablaré en una entrada completa más adelante, recibí un tesorito: El Camuflage Cream en color Naranja.

camouflage cream orange 26 naranja concealer makeup forever make up for ever corrector

No me extraña que os haya dado un poco de susto al verlo (yo también me asusté). Y es que este corrector naranja butanero, en un principio, así de golpe, como que intimida un poco… Pero yo os voy a mostrar como usarlo para decir por fin Bye Bye Ojeras, Ojalá no te hubiera conocido nunca o libre libre como el sol cuando amanece yo soy libre. La vida sin ojeras se ve de otra manera 😉

Os voy a enseñar como soy yo sin nada en la cara, para que veáis mis ojeras al natural.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Como podéis observar tengo unas ojeras marcadas, grandes y oscuras. Y por ello siempre tengo ese estado de lucha interno buscando productos que las haga desaparecer sin que parezca que me han puesto una mascara artificial delante. (Ya pasé por esa experiencia una vez y no me gustó nada).

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

 

En esta imagen podemos observar, en el lado izquierdo que está aplicado este corrector sólo en las zonas con mayor oscuridad, y el derecho no hay nada. Sí, sé que de momento el aspecto no es precisamente de una persona con una salud envidiable, pero esperad, que yo os devuelvo la fe en un momentito.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

 

Vaaaaale. Esto ya tiene mejor aspecto ¿Eh? El corrector de MUFE actua como un precorrector para que nos entendamos y encima podemos poner correctores del color de nuestra piel, base de maquillaje, etc. Cuantas más capas, menos se ve la ojera, (pero siempre muy natural, de verdad. Palabrita de panda).

En esta foto llevo, por toda la ojera mi corrector de Inglot en el tono 96, que tiene un subtono salmón que acabará con lo que quede de oscuridad, y en las zonas que se sumen (ya que yo tengo muchas arruguitas en la zona) utilizo el corrector de MAC Mineralize Concealer en el tono NC 15.

Como podéis ver, la diferencia es impresionante. No sólo el color, es que los ojos se ven de distinto tamaño (ha salido cada foto… Cuasimodo por lo menos).

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

 

Mirad, otra para que veáis de lo que os hablo, la diferencia es más que notable…. Por Dios, me estoy mirando y me estoy dando susto… Uff…

Para las que tenéis el mismo problema que yo, es un must, de verdad. El producto no es barato, pero merece la pena. En Sephora cuesta 20 euros, pero en mi caso con el 15% me costó 17€, que sigue siendo caro, pero un poco menos. (Y además fue un regalo, ¡yuhu!).

Y bueno, ya que estaba en plena faena dije, pues vamos a acabar el apaño ¿no? Y así me redimo de las caras de panda siniestro de antes. Así queda con maquillaje en polvo mineral, un poquito de colorete, eyeliner y los morritos pintados.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Así está mejor 🙂

 

Hasta aquí el post de hoy, espero que os haya gustado y que lo pongáis en práctica (si podéis). Para las que queráis una cobertura más básica, os dejo un post aquí que hice al respecto sobre mis correctores.

¡Besitos y nos vemos en la red!

L.

Corregir las ojeras de panda es POSIBLE

¡Buenos días a todos! Pues sí, lo que más le preocupa a una pandita como yo es corregir sus ojeras neeeegras y oscuras. Por eso, a lo largo del tiempo me he hecho con un buen acopio de este material que fabrica los sueños… O que puede fabricar nuestras pesadillas si no damos con el adecuado. Por eso, yo aquí os traigo mi lista de amores y desamores dentro de este amplio mundo que son los correctores. Yo no tengo marcas, ni rojetes, ni granitos (normalmente), pero sí unas muy prominentes ojeras. Tengo correctores desde los más caros hasta los más económicos… Aquí una relación de cómo me han ido a mí, pero tened en cuenta mi tipo de piel: ultra seca.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Kiko 3D lifting Concealer: Este corrector lo compré hace por lo menos dos años en rebajas, por lo que no me acuerdo ni de su precio real ni de su precio rebajado, pero apostaría la mano derecha a que no me costó más de 5€. La verdad es que me gusta. Cumple su función, tapa las ojeras. Tiene un tono crema tirando a rosáceo por lo que ayuda a cubrir mis ojeras. Yo lo uso en el tono 02: natural. ¿El efecto lifting? A mí no me hace ná. Pero tampoco lo buscaba. (Por cierto, creo que ya no lo venden…)

Maybelline El Borrador: Lo compré en Perfumerías Primor y me costó alrededor de los 10€. A ver, el corrector me gusta, pero más como iluminador que como corrector. Digamos que a mis super ojeras no les da ni cuartelillo. ¿Para qué lo uso? Encima de mi corrector favorito (paciencia) para iluminar la zona, o aquellos días que no busco más que parecer medio presentable y con un poquito de esto, voy bien. Como os digo, si mis ojeras dependieran de ello, no daba nada por él, pero para lo que lo uso está bien. Uso el tono Light.

Inglot Under Eye Concealer: Mi preferido con diferencia. Con mucha mucha diferencia. Es líquido pero tiene mucha cobertura, y su tono salmón ayuda a mis ojeras a desaparecer. Este tono es el 96. Un 10 en serio, y además su precio es de risa, creo que me costóo 8 o 9€. Fántástico.

Skinfood Salmon Darkcircle Concealer Cream: El nombre se las trae, sí, pero es un producto estupendo. Es cosmética coreana y lo compré a través de Ebay por unos 6€ (depende del vendedor, y yo no recuerdo el mío, ¡perdón!). Es un corrector cremoso en un tono salmón, tal cual. Hay dos tonos disponibles y el mío es el más oscuro. ¿El único problema? Que me reseca un poco la zona, por lo que tengo que haber aplicado una hidratante y un contorno de ojos y aún así se me mete un poco el producto en los pliegues de la ojera. Pero como digo, mi caso no es el de una piel normal, por lo que creo que este corrector es un 10, en serio. Tiene una cobertura excepcional y es baratísimo.

MAC Mineralize Concealer: Bien, el corrector me gusta mucho, pero yo lo compré en un outlet de maquillaje por ¿10€? en el tono NC15 que es muchiiiiiisimo más pálido que mi tono de piel. ¿Para qué lo uso? Para iluminar, y para mezclarlo con mi otro corrector de MAC que me queda muy oscuro. La textura es cremosa y se funde muy bien en la piel. Creo que es muy buen corrector.

MAC Prolongwear Concealer: La historia de este corrector es un chiste. En septiembre comencé mis prácticas en informativos (estudio 4º de periodismo) y necesitaba un corrector que me aguantara las 12 horas de mi jornada laboral. Fui a mi stand de MAC y me recomendaron este, que no dudé en comprar. El tono que tenía era un NW25. Este es el chiste, desde octubre no puedo usarlo porque es demasiado oscuro. El corrector era maravilloso, pero no puedo usarlo ni mezclado… Un fail de panda… ¿El precio? Ronda los 20€. Si, me duele el alma, pero ahora cuando empiece el veranito le daré tralla otra vez. Paciencia…

NARS Stick Concealer: Mi mayor decepción. El tono (Biscuit) me va como anillo al dedo, pero la consistencia es horrorosa. Es una barrita de color que me seca toda la zona y me deja las ojeras hechas unos zorros. No descarto probar la nueva textura, que es fluida y creo que me irá mejor. Lo compré al 50% en Sephora y me costó unos… ¿10€? Prometo a partir de ahora apuntarme los precios. La cuestión, a mí no me ha gustado nada, excepto el color… ¡Ay! ¡Qué duro es esto de ser panda!

Espero que a vosotras, queridas panditas, os sirva de ayuda esta entrada. ¡Se puede ser panda sin ojeras, y sino que se lo digan a este!

panda sin ojeras¡Besitos y nos vemos en la red!

L.