Adiós ojeras de panda…

¡Buenos días Panditas!

Hoy me hallo encantada de la vida, porque el otro día recibí un inesperado regalo (gracias Bebesor 🙂 ) que me ha cambiado la vida. Bueno, la vida no, pero la cara sí. Y es que aprovechando el descuento que hubo en Sephora el pasado sábado del 15%, aproveche para picar en Make Up For Ever (MUFE). Y aparte de un monton de regalazos, de los que os hablaré en una entrada completa más adelante, recibí un tesorito: El Camuflage Cream en color Naranja.

camouflage cream orange 26 naranja concealer makeup forever make up for ever corrector

No me extraña que os haya dado un poco de susto al verlo (yo también me asusté). Y es que este corrector naranja butanero, en un principio, así de golpe, como que intimida un poco… Pero yo os voy a mostrar como usarlo para decir por fin Bye Bye Ojeras, Ojalá no te hubiera conocido nunca o libre libre como el sol cuando amanece yo soy libre. La vida sin ojeras se ve de otra manera 😉

Os voy a enseñar como soy yo sin nada en la cara, para que veáis mis ojeras al natural.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Como podéis observar tengo unas ojeras marcadas, grandes y oscuras. Y por ello siempre tengo ese estado de lucha interno buscando productos que las haga desaparecer sin que parezca que me han puesto una mascara artificial delante. (Ya pasé por esa experiencia una vez y no me gustó nada).

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

 

En esta imagen podemos observar, en el lado izquierdo que está aplicado este corrector sólo en las zonas con mayor oscuridad, y el derecho no hay nada. Sí, sé que de momento el aspecto no es precisamente de una persona con una salud envidiable, pero esperad, que yo os devuelvo la fe en un momentito.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

 

Vaaaaale. Esto ya tiene mejor aspecto ¿Eh? El corrector de MUFE actua como un precorrector para que nos entendamos y encima podemos poner correctores del color de nuestra piel, base de maquillaje, etc. Cuantas más capas, menos se ve la ojera, (pero siempre muy natural, de verdad. Palabrita de panda).

En esta foto llevo, por toda la ojera mi corrector de Inglot en el tono 96, que tiene un subtono salmón que acabará con lo que quede de oscuridad, y en las zonas que se sumen (ya que yo tengo muchas arruguitas en la zona) utilizo el corrector de MAC Mineralize Concealer en el tono NC 15.

Como podéis ver, la diferencia es impresionante. No sólo el color, es que los ojos se ven de distinto tamaño (ha salido cada foto… Cuasimodo por lo menos).

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

 

Mirad, otra para que veáis de lo que os hablo, la diferencia es más que notable…. Por Dios, me estoy mirando y me estoy dando susto… Uff…

Para las que tenéis el mismo problema que yo, es un must, de verdad. El producto no es barato, pero merece la pena. En Sephora cuesta 20 euros, pero en mi caso con el 15% me costó 17€, que sigue siendo caro, pero un poco menos. (Y además fue un regalo, ¡yuhu!).

Y bueno, ya que estaba en plena faena dije, pues vamos a acabar el apaño ¿no? Y así me redimo de las caras de panda siniestro de antes. Así queda con maquillaje en polvo mineral, un poquito de colorete, eyeliner y los morritos pintados.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Así está mejor 🙂

 

Hasta aquí el post de hoy, espero que os haya gustado y que lo pongáis en práctica (si podéis). Para las que queráis una cobertura más básica, os dejo un post aquí que hice al respecto sobre mis correctores.

¡Besitos y nos vemos en la red!

L.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s